Las Algas: introducción.

algas

Las algas son vegetales marinos muy apreciados por los vegetarianos, ya que aportan nutrientes fundamentales para su alimentación; pero no sólo están presentes en el vegetarianismo, ya que muchas de ellas sirven para mejorar el aspecto de ciertos alimentos y se utilizan en procesos industriales para elaborar zumos, helados o postres lácteos. Además aportan nutrientes muy variados.

Los islandeses, japoneses y alemanes consumen algas a diario por su importante aporte alimenticio. En España, a pesar de que contamos con una excelente materia prima, su consumo es todavía residual. Durante los siguientes artículos vamos a darte argumentos y recetas suficientes para que te entren ganas de experimentar con ellas. Se venden en forma de algas secas, en conserva, como platos ya preparados, en tiendas especializadas en dietética, de alimentación natural y herboristerías.

Propiedades y consumo Las algas destacan por su alto poder nutritivo y su escaso contenido en grasa y calorías. Además, son depurativas y antioxidantes, tienen fibra, y algunas de ellas una cantidad muy elevada de proteínas. Hay especies que aportan cinco veces más de hierro que los vegetales terrestres.
Se adquieren en envase hermético, normalmente secas, por lo que hay que hidratarlas antes de su consumo. Al remojarlas, incrementan bastante sus dimensiones. El tiempo de cocción y la forma de cocinarlas varían de una especie a otra. Por ello, es aconsejable leer bien las instrucciones de los envases.

Las más consumidas Se suelen clasificar en función de la tonalidad que tengan en algas azules, pardas y rojas. Las que más se emplean en nuestra cocina son:

  • Nori: deliciosa como acompañamiento de alimentos fritos. Suave y deliciosa en ensaladas o caldos. Rica en proteínas y vitamina A.
  • Kombu: su forma es de tiras largas y anchas y es muy rica en potasio y yodo. Muy aconsejable para consumir con legumbres y verduras. Tiene un potente sabor que hace que se use también como sustituto de las pastillas de caldo de verduras.
  •  Arame: es de color oscuro intenso y posee un sabor delicado. Es rica en yodo y calcio.
  •  Iziki o Hijiki: muy rica en vitamina B12, calcio y hierro, esta planta es esencial para enriquecer la dieta de los vegetarianos estrictos. Aunque su sabor es muy fuerte y su apariencia no muy atractiva, se puede combinar bien con la remolacha o la zanahoria. Se suele tomar como guarnición o en ensaladas.
  • Wakame: es una excelente fuente de queratina y de ácido fólico. Su sabor hay quien lo asemeja al de las avellanas. Cruda es perfecta para las ensaladas, aunque como guarnición también son una excelente opción.
  • Dulse: posee grandes cantidades de proteínas y minerales. Su delicado sabor la hace adecuada para muchas recetas, por lo que es una de las más apreciadas.
  • Lechuga de maraporta mucho hierro y nutrientes esenciales para el cuidado de la vista. En cocina destaca por su versatilidad, puesto que tiene un aroma intenso y un sabor dulce. En salsas para pastas aporta un toque muy especial.
  • Agar-agar: se comercializa en formato  polvo para diluirse en agua. Se solidifica y se puede emplear como gelatina, por lo que es un buen espesante y muy nutritiva. Por su alto contenido en fibra es un excelente regulador del tránsito intestinal.

Todas ellas pueden dar mucho juego en la cocina. Eso sí, es mejor introducirlas en la dieta poco a poco para irse haciendo a su textura y diferente sabor. Aunque nuestras costas son muy ricas en algas no debéis recogerlas por vuestra cuenta, es necesario saber clasificarlas y conocer sus momentos de recolección.

Existen además tres microalgas muy interesantes que se suelen tomar como complemento dietético en comprimidos: la espirulina, la chlorella y la klamath. Estas tres microalgas están despertando un gran interés no sólo en el ámbito de la alimentación sino también en el terreno terapéutico. Son conocidas desde hace años por su alto valor nutritivo y son consideradas por muchos como el alimento del futuro.

 

Uso de cookies

Utilizamos cookies para mejorar su experiencia y nuestros servicios, analizando la navegación en nuestro sitio web. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información pulsando aquí: política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies