Nutrientes para mejorar el rendimiento académico

Memoria

Nutrientes para mejorar el rendimiento académico ahora que se acerca el fin de curso y necesitamos una ayuda para superar los exámenes.

Una buena nutrición es necesaria para el correcto desarrollo del cerebro y para el rendimiento académico. Pero existen
nutrientes, complementos alimenticios ,vitaminas, minerales… que influyen en este rendimiento.

La actividad cerebral, la memoria y la concentración están en constante funcionamiento,en los estudiantes, estos niveles de actividad alcanzan su más alto grado en períodos de exámenes y de oposiciones, como sucede en esta época del año.

La memorización es una función que permite a cada individuo captar, codificar, conservar y restituir las informaciones recibidas. Implica unas estructuras físicas y psíquicas. La sede de la memoria se encuentra en el cerebro Para garantizar las funciones de memorización, cognición y aprendizaje, se requieren micronutrientes y nutrientes (como los azúcares ) capaces de favorecer las conexiones entre neuronas.

De los muchos nutrientes implicados en las funciones cerebrales destacan por su relevancia: los ácidos grasos omega-3, el fósforo, el hierro, el zinc, el yodo y la vitamina B12.

Los omega 3 de tipo DHA elementos constitutivos de las membranas que envuelven las células nerviosas les confieren la plasticidad necesaria para transmitir información.

Los fosfolípidos, elementos específicos de las células cerebrales, como la fosfatidilserina, presente en las neuronas, que induce la conducción de los impulsos nerviosos y permite la acumulación, el almacenamiento y la liberación de los neurotransmisores.
El fósforo participa en las señales nerviosas
La deficiencia de vitamina B12 puede perjudicar al rendimiento intelectual
El yodo ayuda  a la función cognitiva y a una correcta actividad de las neuronas
El zinc es un micronutriente que también contribuye a una función cognitiva normal

Por ejemplo: en el desayuno, proteínas animales (jamón, huevos, queso); en la merienda, fruta fresca, frutos secos, barras de cereales, galletas ricas en triptófano o algo de chocolate; y para la cena, no tomar proteínas animales cárnicas, ni glúcidos lentos, ni fibras, ni productos lácteos, etc.

Recordad que aunque hay una gran variedad de productos son una ayuda para aquellos casos en los que las alimentación, estilo de vida o características de la persona hagan que necesite un aporte extra de estos nutrientes , ¡ de nada sirve no estudiar y tomar cajas y cajas de complementos!

 

 

 

 

Uso de cookies

Utilizamos cookies para mejorar su experiencia y nuestros servicios, analizando la navegación en nuestro sitio web. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información pulsando aquí: política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies